El camino del artista

¡No hay marcha atrás, no! Llega un momento en la vida del artista en que su curiosidad y su arrebato le llevan a aventurarse mar adentro y a apartarse de la orilla, arrastrado por una poderosa e irrefrenable resaca que le empuja hacia las olas; y ya no le es posible regresar a tierra firme, donde los acontecimientos siguen su curso habitual y monótono, demasiado habitual y demasiado monótono para su mente inquieta.

Nadie le obliga en realidad a perderse entre las aguas ni a desafiar la tempestad, o tal vez sea el destino el que lo haga, quien le haga embarcar, quien le eligió a él como juguete de las Musas, capricho del destino en el que se fundió la perseverancia con el talento. Lo cierto es que el artista, el verdadero artista, sabe y siente que es su camino, y que no puede ignorarlo, aunque tenga la certeza de que no le reportará la felicidad ni le garantizará el éxito…, aunque en el viaje pierda la razón…

¡Qué importa ya la vida cuando se está tan cerca de lo sublime! El artista no respira sino a través de sus obras.

Artista, ¡pobre artista! Que emprendiste en solitario tan arriesgado viaje. Viaje a través de tu mente que comenzó como una aventura y se trocó en un laberinto de ideas y dudas, y tú sin hilo al que aferrarte más que tu imaginación, tu portentosa imaginación que nunca te falla, que nunca te abandona.

Artista, apiádate de aquél que entendió el Arte como un oficio y que pretende figurar entre la pléyade de elegidos. Aquél que quedó atrás en la orilla, que por miedo o por torpeza no se atrevió siquiera a remojarse los pies. Apiádate de él, que quedó a los lindes de tan ancho mar, del que nunca será gota de agua, de aquella estrella sin luz que pretende figurar en la constelación de los más grandes…

Sólo tú, verdadero artista, tuviste el coraje de asumir un riesgo, de jugártela a una carta y sacrificar una vida, tu vida, por tratar de aquietar tu alma inquieta y hallar solución a un dilema que se forjó en tu propia mente, dilema del que sólo tú conoces su solución.

Y todo por alcanzar la belleza…

 Nocturno

Coronado Bufón

Aquí os dejo un enlace a un post que me gustó. Es otra manera de ver el trabajo del artista, pero con una esencia similar a la mía:
http://cynthiazuniga.wordpress.com/2014/09/10/el-trabajo-del-artista/

Anuncios

Reflexiones

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s